Aviatur

Buscar

¿Tienes poco tiempo para conocer Ciudad de México? Ten en cuenta estos planes y sácale el mejor provecho.

Si te animaste a visitar México no puedes dejar de visitar su capital, un lugar diverso y culturalmente reconocido. Aunque recorrer una ciudad tan grande como esta requiere de varios días, es posible conocer y disfrutar de sus lugares más emblemáticos en poco tiempo, por eso prepárate, vístete cómodo, alista tus maletas y empieza un recorrido que te permitirá conocer esta cultura en tan solo dos días.

¿Sabías que cada año Ciudad de México recibe aproximadamente 14 millones de turistas de todo el mundo? Aunque estos son registros recientes, se cree que es una cifra que seguirá en crecimiento, pues es un destino que tiene mucho que ofrecer a sus visitantes. Desde museos, monumentos, hasta zonas gastronómicas y de entretenimiento, hacen parte de la oferta que se adapta a todos los gustos, así que anímate a conocer más de esta ciudad.

Plan Turístico en Ciudad de México – Día 1

8 – 10 a.m.

Desayuno: Una vez estés listo con ropa y zapatos cómodos podrás empezar el recorrido del primer día. Recuerda que puedes desayunar en el lugar en el que te estés hospedando, pero te recomendamos salir a la calle a buscar algún restaurante que te haga sentir parte de esta ciudad. Puedes recorrer la zona en la que estás y buscar comida tradicional como chilaquiles, una preparación a base de tortilla, salsa y pollo.

10 – 1 p.m.

Museo de Antropología: Al ser uno de los museos más importantes y reconocidos del mundo debería estar en tu lista de destinos obligados. Allí podrás visitar sus más de 23 salas de exposición permanente, donde aprenderás más sobre la diversidad étnica de México. Además, si eres amante de los libros podrás visitar la Biblioteca Nacional de Antropología e Historia.

1 – 3 p.m.

Almuerzo: Una vez salgas del Museo de Antropología, puedes salir a las calles de la ciudad y tomar el transporte público o acceder a un taxi para movilizarte. Para probar un almuerzo típico mexicano puedes visitar el restaurante de tradición El Cardenal, ubicado en 4 zonas de la ciudad, entre esas el Centro Histórico. En su carta encontrarás platos que resaltan su riqueza gastronómica a través de ingredientes locales como el maíz y los frijoles. Puedes pedir alguna de sus variedades de tacos, chiles y otras deliciosas preparaciones.

3 – 6 p.m.

Ángel de la independencia: Aunque su nombre original es el Monumento a la Independencia, es conocido entre los locales y mayor parte de turistas como El Ángel. Ubicado en el Paseo de la Reforma, este monumento construido entre 1900 y 1910, se toma la glorieta de ese lugar, donde se reúnen decenas de personas a conocer, compartir y capturar el momento a través de fotografías. Allí podrás pasar un buen rato, caminar e incluso ver a las quinceañeras que día a día se acercan a este lugar para conmemorar una nueva etapa de sus vidas.

6 – 8 p.m.

Cena: Aprovechando tu paso por el Ángel de la Independencia, puedes seguir disfrutando de las calles de la ciudad y caminar por los alrededores, donde seguro encontrarás varios puestos de comida en los que se ofrecen más platos tradicionales. Desde quesadillas, hasta las gorditas: bolitas de maíz rellenas de chicharrón o queso.

8 – 12 a.m.

Fiesta nocturna: Para que un viaje esté completo vale la pena conocer y disfrutar de la vida nocturna, que en una ciudad principal como Ciudad de México, puede llegar a ser una experiencia inolvidable. Por eso, anímate a descubrir lugares diferentes y reconocidos entre locales y extranjeros en los que podrás tomarte unos buenos cocteles y bailar toda la noche. Un excelente lugar es Hanky Panky Coctail Bar, donde encontrarás cocteles con chocolate, azafrán y otros ingredientes y un menú con sabores muy mexicanos como tacos y carnes. Además, podrás bailar y socializar con más personas que, como tú, desean pasar un buen rato.

Plan Turístico en Ciudad de México – Día 2

8 – 10 a.m.

Desayuno: En este segundo día puedes visitar un restaurante en el que te atenderán de la mejor manera y te servirán un desayuno preparado al mejor estilo de México. Uno de los recomendados es el restaurante Azul Condesa, donde encontrarás copas de fruta, huevos con machaca de venado, enfrijoladas y una amplia variedad de panes que no te decepcionarán.

10 – 1 p.m.

Castillo de Chapultepec: ¿Sabías que este es el único castillo real de América? Fue construido en la época del Virreinato y era utilizado como la casa de verano del virrey. También ha sido utilizado como lugar para almacenar pólvora y ahora es un lugar turístico muy recurrido. Allí podrás disfrutar de la belleza de sus jardines, patios, salas, pasillos y espacios que te transportarán a los siglos XIX y XX.

1 – 4 p.m.

Almuerzo: Disfruta este momento para descansar y tomarte algunas bebidas frescas para acompañar el almuerzo. Puedes seguir recorriendo la zona hasta encontrar algún restaurante que llame tu atención, pide la carta y atrévete a probar algo nuevo. La mayoría de estos sirven platos típicos mexicanos, pero puedes deleitarte con otras preparaciones con ingredientes locales que representan al país.

4 – 6 p.m.

Bosque de Chapultepec: Es uno de los parques urbanos más grandes del occidente de la ciudad. Aquí podrás llevar a cabo varias actividades perfectas para disfrutar en familia o a solas, pues hay varias opciones para diversos gustos. Puedes visitar el Museo Nacional de Antropología, caminar y gozar de los tres lagos artificiales, realizar actividades deportivas y conectarte con la naturaleza.

6 – 8 p.m.

Cena: Para cerrar tu recorrido por esta ciudad qué mejor que una deliciosa cena llena de tradición y sabores creados a partir de ingredientes locales. Por eso, uno de los lugares recomendados es el restaurante Café de Tacuba, que desde 1912 ha servido platos que muestran a locales y extranjeros las raíces de la cultura gastronómica mexicana. Puedes ordenar sopas, carne acompañadas con chilaquiles, papas y mucho más.

8 p.m. – 3 a.m.

Para despedirte de la capital mexicana te recomendamos un recorrido por Polanquito, Condesa o Roma Norte, tres de los sectores más exclusivos de la ciudad en el que encontrarás bares y discotecas para pasar una noche inolvidable.

Con este recorrido podrás descubrir los encantos de la capital mexicana en dos días que, aunque parezcan poco, es suficiente para conectarte con una parte de la cultura de este país. Así que alista tu maleta, viste ropa cómoda y prepárate para caminar por esta ciudad llena de color, sabor y mucha tradición.